Cazuela de fideos malagueña

¡Me encantan los platos de cuchara! A esta altura, muchos ya lo sabéis 😉. La cazuela malagueña de fideos es además uno de esos platos que reactivan tus mejores recuerdos, porque los has comido en casa desde siempre. Hoy a mis hijos también se lo hago y aprovecho para contarles que de pequeña yo también lo comía, y la abuela, y la mamá de la abuela… Lo mismo sucede con otros platos tradicionales que podéis encontrar en el blog, como el gazpachuelo malagueño (puedes ver la receta aquí).
Los ingredientes no pueden ser más sencillos: gambas, almejas y pintarroja, aunque también se puede hacer con cualquier pescado que tengas, sardinillas, boquerones, merluza, pescadilla… En Málaga es muy fácil encontrar pintarroja, de hecho en este blog podéis encontrar la receta del típico caldillo de pintarroja malagueño (puedes ver la receta aquí).
Para hacer una buena cazuela de fideos malagueña necesitarás:
125 gr de gambas.
200 gr de almejas.
300 gr de pintarroja (u otro pescado que tengas).
Una cebolla mediana.
Un tomate rojo mediano.
Un pimiento verde (a mí me gustan los italianos).
Dos patatas medianas o una grande.
150 gr de fideos medianos.
Aceite de oliva virgen extra (unos 20 gr).
Una hoja de laurel.
Una pizca de pimentón dulce.
Una pizca de pimienta negra molida o dos granos de pimienta negra.
100 gr de vino blanco o 1/2 vaso.
Dos dientes de ajo.
Azafrán o colorante alimenticio.
Una ramita de hierbabuena.
En un cuenco, pon las almejas en agua fría con sal para que suelten la arena. Mientras tanto, haz un sofrito en el aceite de oliva virgen extra con la cebolla, el pimiento, el ajo, el tomate. Todo bien limpio y troceado (el tomate lo añado rallado). Mientas el sofrito se va haciendo pela las patatas y rómpelas en trozos medianos (tamaño bocado). Reserva. Limpia las gambas y en una olla haz un caldo con sus cabezas y pieles, con la hoja de laurel y con 1,5 litros de agua. Deja que hierva unos 15 minutos, quítales las impurezas, cuela y reserva.
Cuando esté la verdura blandita, añade un poquito de pimentón dulce y remueve unos segundos con cuidado de que no se queme para que no amargue. Añade a continuación el vino blanco y deja que se evapore. Tritura todo con la batidora. Añade el caldo y las patatas, junto con el azafrán o el colorante alimenticio al sofrito y deja que todo hierva a fuego medio hasta que las patatas estén cocidas.
Añade en ese momento la pintarroja cortada en trozos (o el pescado que tengas, bien limpio de tripas y cabezas) junto a los fideos y deja hervir hasta que los fideos estén hechos. Comprueba el tiempo que recomienda el paquete de fideos y cuando falte un minuto para que se cumpla, añade las gambas peladas y las almejas bien lavadas, junto a la ramita de hierbabuena. Tapa la olla y deja reposar dos minutos antes de servir.

Esta cazuela puede hacerse perfectamente en tu robot de cocina favorito. Solo tienes que seguir los siguientes pasos si quieres hacerla en Thermomix o en Monsieur Cousine Plus:
1º. Pon toda la verdura limpia y cortada en trozos medianos en el robot. Tritura 5 segundos/velocidad 4. Abre el vaso y baja los restos hacia las espátulas.
2º. Añade 20 gr de aceite, cierra el vaso y programa 9 minutos/100º/velocidad 2. Añade 100 gr de vino blanco y tritura 1 minuto/velocidad 7. A continuación programa 2 minutos/100º/velocidad 1. Añade sal y hebras de azafrán o colorante alimentario, junto a un poco de pimentón dulce y pimienta negra molida.
3º. Pon el cestillo y añade la patata chascada en trozos de bocado. Cubre con 1.200 gr de agua las patatas y programa 15 minutos/Varoma (120º)/velocidad 2. A continuación, comprueba que las patatas están bien blanditas. Si no es así, programa 3 minutos más, a la misma temperatura y velocidad. Si están blanditas, reserva en una cazuela.
4º. En el cestillo, pon ahora los trozos de pescado y 150 gr de fideos medianos. Programa 4 minutos/100º/velocidad 2. Cuando termine el tiempo, añade las almejas, las gambas peladas y la ramita de hierbabuena y vuelve a programar 1 minuto/100º/velocidad 2. Comprueba la cocción de los fideos, rectifica de sal, comprueba que las almejas están abiertas y vierte todo en la cazuela donde echaste las patatas.
Acompañada de una ensalada es un plato magnífico para grandes y pequeños. Ah, y no olvides un buen pan, que lo vas a necesitar. Si te ha gustado la receta y te animas a hacerla, comparte tus comentarios conmigo y dime qué te ha parecido. ¡Hasta la próxima receta!
NOTA:
¿Conoces nuestro grupo de Facebook “Cocina con o sin Thermomix”? Búscalo en la lupa de Facebook o pincha aquí y únete a la comunidad de El tiovivo rojo. En él podrás compartir recetas sanas y ricas para toda la familia 😉

el tiovivo rojo

Puede que también te guste...

No Comment

Leaver your comment

Sobre mí...

Susana

Mi nombre es Susana y soy mamá de unos peques que desde que nacieron se han convertido en el motor que mueve mi vida. Me encantan las manualidades, la decoración, cocinar y en general las cosas bonitas y originales que endulzan nuestro día a día. Puedes leer las entradas del blog suscribiéndote al mismo. Me encantaría leer tus comentarios a los “post” y que compartieses conmigo las fotografías de tus proyectos, recetas… Estoy también en Facebook, Instagram, Pinterest (El tiovivo rojo) y Twitter (@sgutfer). ¡Muchas gracias por subirte a El tiovivo rojo conmigo!

Sobre mí

¿Quieres recibir los post en tu correo?

No pierdas tus posts favoritos. Solo tienes que escribir tu mail y leerás antes que nadie las nuevas entradas. Sin spam.

Únete a nuestro grupo de Facebook Cocina con y sin Thermomix

Sígueme