Berza malagueña

Lo sé: estamos en agosto. Sí, en Málaga hace calor, mucho calor. Pero estamos en Feria y hoy os traigo uno de los platos estrella de las casetas: la berza malagueña. Es un plato contundente, pero no tanto como en principio puede parecer. Solo hay que desgrasarlo bien y cuidar algunos ingredientes (podemos ponerle un poco de tocino, pero si prescindimos de él, hacemos la berza más ligera). Por cierto, esta receta es de esas que aprendí de mi madre, que por supuesto la hace como nadie. Encontraréis otras versiones, pero así es como ella, natural de Vélez-Málaga, aprendió a hacerla. Riquísima. Para mí, sin duda, uno de los platos con más #saboraMálaga.

Los ingredientes que necesitamos para hacer nuestra berza malagueña para 4 personas son:
200 gr de garbanzos en remojo;
150 gr de judías verdes;
1 patata mediana (unos 200 gr);
150 gr de carne de cerdo troceada;
1/4 de morcilla de Ronda;
2 bolas de chorizo dulce;
100 gr de panceta cortada en trozos pequeños;
30 ml de aceite de oliva virgen extra;
pimienta negra molida;
azafrán molido;
laurel;
sal.

1º. En la olla rápida vierte los garbanzos, las judías verdes troceadas, la patata chascada en trozos, la carne, la panceta, la hoja de laurel, el aceite de oliva, la pimienta y la sal.
2º. Cubre bien con agua caliente (así saldrán los garbanzos más blanditos) y echa el sobre de azafrán molido. El agua debe sobrepasar en al menos tres centímetros los ingredientes. Cierra la olla y cuece a fuego medio/alto el tiempo necesario para que se hagan los garbanzos. En mi olla, con poco más de 20 minutos es más que suficiente, pero eso depende de cuál utilicéis. Yo uso esta desde hace poco:

3º. Cuando pase el tiempo necesario, retira del fuego y deja que salga el vapor. Abre entonces con cuidado la olla rápida y añade la morcilla y el chorizo cortados en trozos. Pon de nuevo la olla en el fuego, sin tapa, a potencia media y deja que hierva al menos 10/15 minutos. Deja que enfríe y desgrasa bien. Una forma estupenda de hacerlo es meter la berza en el frigorífico. Así es muy fácil quitar la grasa sobrante.
Un truco que yo empleo cuando no me da tiempo de dejar que enfríe para desgrasar es cocer en un cazo a parte la morcilla y el chorizo y añadirlo directamente a la olla rápida después de la cocción de los garbanzos. Dejo hervir unos minutos después de añadir un par de cucharadas del caldo de la cocción de la morcilla y el chorizo. Eso aportará mucho sabor y muy poca cantidad de grasa (al menos si lo comparamos a la que tendría si cociéramos el embutido con el resto de los ingredientes).
¿Has probado alguna vez este plato? ¿La haces igual o conoces otra variante? Dime qué te ha parecido esta receta en los comentarios. Estaré encantada de leerte.
NOTA:

¿Conoces nuestro grupo de Facebook “Cocina con o sin Thermomix”? Búscalo en la lupa de Facebook o pincha aquí y únete a la comunidad de El tiovivo rojo. En él podrás compartir recetas sanas y ricas para toda la familia 😉

el tiovivo rojo

Puede que también te guste...

No Comment

Leaver your comment

Sobre mí...

Susana

Mi nombre es Susana y soy mamá de unos peques que desde que nacieron se han convertido en el motor que mueve mi vida. Me encantan las manualidades, la decoración, cocinar y en general las cosas bonitas y originales que endulzan nuestro día a día. Puedes leer las entradas del blog suscribiéndote al mismo. Me encantaría leer tus comentarios a los “post” y que compartieses conmigo las fotografías de tus proyectos, recetas… Estoy también en Facebook, Instagram, Pinterest (El tiovivo rojo) y Twitter (@sgutfer). ¡Muchas gracias por subirte a El tiovivo rojo conmigo!

Sobre mí

¿Quieres recibir los post en tu correo?

No pierdas tus posts favoritos. Solo tienes que escribir tu mail y leerás antes que nadie las nuevas entradas. Sin spam.

Únete a nuestro grupo de Facebook Cocina con y sin Thermomix

Sígueme